Colabora con nosotros, aquí hay un sitio para ti

Nuevos alcohólicos

Carlos Núez Sánchez

Ando muy preocupado por la generación de bebedores que se está forjando en mi ciudad y en tantas otras de España. Pero más aún que los que beben, me preocupan las soluciones que los políticos astutos de hoy, dan a tan etílico problema.

De nada sirve poner pegatinas en los supermercados que digan «Prohibida la venta de alcohol a menores de 18 años» si el dueño del establecimiento se pasa la ley por el arco del triunfo, pues no está dispuesto a mermar los beneficios que la venta de alcohol a menores le reporta. Yo mismo hago uso de estos establecimientos, y en ninguna de mis salidas se me ha pedido —jamás— el carné de identidad para comprar alcohol.

Es una pena que la ciudad más contaminada y más sucia de Europa vaya a superar tan fea estadística, convirtiéndose en la que más cirrosis hepática atesora por metro cuadrado.